Es una de las más grande e importantes de América Latina. Es promovida y organizada por la empresa británica Clarion Events con el apoyo institucional del Ministerio de Defensa, las Fuerzas Armadas, el Ministerio de Justicia y la estructura de Seguridad Pública de Brasil. La primera versión de la LAASD Security se realizó en el 2008 en Rio de Janeiro. A la fecha han participado más de 450 expositores públicos como privados.

En el 2013 Israel participó con más de 28 empresas expositoras, mediante un pabellón propio copatrocinado por el Ministerio de Defensa Israelí, siendo uno de los pabellones más grandes en esta versión, donde participaron empresas como Elbit, Rafael, IAI e IMI.

Brasil es el doceavo país con mayor gasto militar en el mundo, y el que concentra el 50% del gasto de Suramérica en esta materia. La cooperación entre Brasil e Israel se ha profundizado desde que Brasil abrió una oficina en Tel Aviv en 2003. Es tal la cooperación que los funcionarios brasileños tienen constancia de haber ayudado a las compañías de armas israelíes a entrar en contacto con otros países de la región. Esto ha ocasionado que Brasil sea uno de los grandes aliados de Israel en materia militar, siendo el principal cliente en toda la región mediante un modelo de “asociación” entre empresas, es decir “transferencia de conocimiento” para la fabricación local.

Un ejemplo de lo anterior es la fabricación de aviones no tripulados por Elbit y la empresa brasileña Embraer a través de la empresa conjunta Harpia Sistemas S.A. No obstante, las relaciones no se limitan solamente a “transferencia de conocimiento” sino también el escenario de LAADS Security ha permitido que Elbit Systems adquiera tres compañías brasileras AEL, Ares Aeroespecial e Defesa SA (“Ares”) y Periscopio Equipamentos Optronicos SA (“Periscopio”). Por su parte la empresa israelí IAI ha formado una empresa conjunta llamada EAE con Synergy Group. Además, la empresa Bedek, es subsidiaria del IAI, utilizando los centros de mantenimiento y producción de TAP M&E Brasil en los aeropuertos de Río de Janeiro y Porto Alegre. La empresa IMI le ha otorgado a Taurus la licencia para producir sus rifles Tavor en Brasil.

En el 2016 gracias a la campaña de boicot se logró suspender un contrato por 2.200 millones de dólares con la empresa israelí ISDS para la seguridad de los Juegos Olímpicos, contrato que se habría propiciado en LAADS Security.